Ir a…

INDEPENDIENTE (C) 1 – CAMIONEROS 2


Instancia de Semifinales en Chivilcoy, el local recibió a Camioneros. ¿Lo compartimos?.
🏆 FEDERAL B – Semi Final
Partido de ida
🗓 Domingo 3
⚽️ Independiente Ch. 1 – Camioneros 2
🏟 J. Lungarzo (Chivilcoy)
⏰ 17,02 horas
👨‍⚖️ Diego Gil
🏴 Mauro Falcón y Leonardo Rovera (La Plata)

INDEPENDIENTE: Facundo Banchero, David Orellano, Nicolas Alegria, Franco Tumbesi, Daniel Olmedo, Lucas Zalazar, Jorge Pereyra, Yonathan Pacheco, Nicolás Slimens, Cipriano Trepo, Marcos Salvaggio. Suplentes: Matias Caputo, Yonathan Palermo, Martin Gallo, Hugo Abal, Santiago Castillo, Nicolás Rodandelli, Diego Ludueña. DT. Alberto Salvaggio
CAMIONEROS: Leandro Evangelisti, Matias Lozano, Leonardo Vitale, Jonathan Argañaraz, Marcelo Benitez, Carlos Madeo, Juan Navarro, Laureano Tello, Franco Cáseres, Lucas Vico, Jonatan Campo. Suplentes: Alejandro Gladiali, Sebastián Alvarez, Brian Mussarella, Facundo Moyano, Alexis Cabrera, Darío Gianaschi, Damian De León. DT: Guillermo Calleri; PF. Ariel Olgiati, Damian Aquino; Ayudantes de campo: Carlos Amodeo, Nicolás Amurín y Cristian Ferreyra; Médico: Diego Lobbe; Kinesiólogo: Manuel Pires; Utileros: Héctor Nuñez y José Baigorria; Seguridad: Fabian Palavecino.
Goles en el primer tiempo: No Hubo
Goles en el segundo tiempo: 17′ Marcos Salvaggio de cabeza; 27′ Darío Gianaschi, 50′ Marcelo Benitez.
Cambios en Camioneros: Darío Gianaschi x Franco Cáseres
Cambios en Independiente (ch.): Abal x Slimens, Gallo x Treppo.
Amarillas en Camioneros: Argañaraz, Gianaschi y Campo
Amarilla en Independiente (ch): Zalazar
Expulsado: Zalazar (I)
Tiros al arco de Camioneros: 14
Tiros al arco de Independiente: 9
Faltas a Camioneros: 10
Faltas a Independiente: 8
Córner a favor de Camioneros: 3
Córner a favor de Independiente: 4
Offside a Camioneros: 0
Offside a Independiente: 1

LUZ VERDE PARA SEGUIR SOÑANDO
Inmejorable fue la visita de Camioneros a Chivilcoy frente a Independiente por la primera semifinal de la zona. El conjunto de Calleri venció por 2 a 1 al local y vuelve más tranquilo a casa, para la vuelta.
El partido fue de ajedrez, los primeros 45 se estudiaron, y demasiado. No generaron muchas situaciones de gol, mejor dicho, no generaron situaciones, fue muy aburrido (un par de remates desde afuera de Campo, algún centro del Rojo, nada más). Ya con los porotos en la mesa los dos salieron el segundo tiempo a entregar todo para sacar diferencia en este primer partido. Y no se vio reflejado hasta los 17 minutos, cuando Marcos Salvaggio cabeceó un centro desde la derecha que ejecutó Pacheco y la pelota ingresó “llovida” por encima de Leandro Evangelisti. Fue la primer llegada del conjunto local, porque el equipo de Calleri salío decidido a marcar un gol pero no se le dio, cuando Campo no pudo conectar una contra con olor a gol. Luego de esto fue una ráfaga de empuje y esfuerzo para que se llegará al empate. 27′ minutos y la Pulga Gianaschi puso la paridad nuevamente. Fue la primer pelota que tocó, no había pasado un minuto desde que ingresó (acierto del Técnico).
Ya la tarde comenzaba a nublarse peor y el local también. Salazar, defensor de Independiente, golpeó de un codazo en la cara de Lucas Vico y vio la roja.
Desde allí el Verde comenzó a buscar el gol de la victoria con más intensidad, pero la defensa de Salvaggio estaba firme y acompañaba. Buscó con centros por los laterales, con remates desde afuera del área, pero nada, Tello desbordaba, Vitale se prodigaba al igual que Argañaraz… Con el correr de los minutos los dos se resignaron a arriesgar ir por la victoria, pero para sorpresa de todos, faltaba una jugada que llegaría a los 50 minutos. En la última  del partido, llega un corner a favor de la visita que ejecuta Campo y Benítez ingresó solo por el segundo poste y marcó la victoria para el conjunto Verde. Festejo, delirio y alegría sin par hubo en las tribunas de Camioneros y en el campo de juego, pero los jugadores locales arremetieron contra el árbitro por el córner, el tiempo jugado. Punto y aparte. Ahí se consumó el paso de la visita, que no podía ser mejor, regresando con una enorme ilusión, respetando lo que falta, pero con la convicción de haberse traido un triunfo y un inflador anímico sin precendentes.